SOCIEDAD DE DILETANTES (, S.L.) & PAAARTNERS

(atadijos sin fraude) -equilibrios inefables-

viernes, 12 de marzo de 2010

Viva "La poesía"





TALÍA RANGIL

"En algún lugar de Nicaragua"

Fotografía digital
24 x 40 cm.



Talía expone esta fotografía en la exposición Arañados signos 2010 
(Departamento de Literatura), con el  poema:



LA POESÍA


La poesía de una madre que grita en un balcón
llamando a sus hijos a la cena.
La poesía de una radio que suena al otro lado 
de una ventana apenas entreabierta.
La poesía de un mendigo inclinado ante una gorra
en las baldosas, en espera de limosna.
La poesía de un charco agostado entre las piedras.
La poesía de una mujer que se levanta de la cama
buscando a tientas el sujetador en la penumbra.
La poesía de un perro que se estira
bostezando en una alfombra.
La poesía de un televisor con el volumen silenciado
mientras suena música y los cuerpos se enajenan.
La poesía de una calle a media tarde
en cuyo extremo hay un boquete de luz que se proyecta
sobre el mar, atravesado por lo tumbos de un borracho.
La poesía de una voz en el teléfono.
La poesía de un autobús que remonta la avenida
lleno de gente ensimismada.
La poesía de un viejo vagabundo desdentado
apurando un cartón de vino en la escalinata de una iglesia.
La poesía de una mancha de aceite en una acera.
La poesía de un hombre gordo que se agacha
con un cigarrillo entre los labios
para atarse los zapatos al fondo de la barra.
La poesía de una anciana que se arregla el maquillaje
en un espejo.
La poesía de unas manos que casi no son mías
tanteando (¿tonteando?) en el teclado...

Toda esta poesía que nunca cabe en un poema.


ROGER WOLFE
Mensajes en botellas rotas

¿Que tiene esta foto que le hace tan encantadora?

¿Qué tiene el poema de Roger Wolfe que tanto me gusta y tanto gusta a otros?

Cuánta gente nos ha preguntado estos días en Valladolid,  
¿y entonces es verdad que vino Roger Wolfe?
[se lo perdieron   ...    ¿por qué? ]

En el blog de Arañados Signos se puede ver y oir a Roger Wolfe leyendo este poema en versátil.es, mirando al libro ensimismado, ensimismándonos a nosotros con su voz.

A ver si vuelve otra vez por aquí, digo